Agapanthia cardui (Linnaeus, 1767)

Coleóptero (escarabajo) cerambícido, de la subfamilia Lamiinae, caracterizado por medir entre 7 y 12 mm y color enteramente negro con leves reflejos metálicos. El cuerpo es estrecho y cubierto de una fina pubescencia grisácea; las antenas son largas y finas, anilladas (salvo los dos primeros artejos) y con un tomento claro en su base; en algunos ejemplares pueden presentar tonos rojizos. El pronoto es algo más estrecho en la parte posterior que en la anterior, y generalmente presenta una banda longitudinal central de tomento blancuzco, y dos laterales algo menos visibles. Los élitros son alargados, estrechos y muy acuminados en el extremo; tienen un punteado muy marcado, y habitualmente (no siempre) presentan una banda de tomento claro en la sutura elitral.

Los Barranquillos. Sierra Morena. Junio 2018.
II Testing Campo de Calatrava - El Primillar. Laguna de Cañada. Mayo 2013.
II Testing Campo de Calatrava – El Primillar. Laguna de Cañada. Mayo 2013.

Identificada por Sergi Trócoli. http://www.biodiversidadvirtual.org/insectarium/Agapanthia-cardui-suturalis.-img470234.search.html

V testing PN Tablas de Daimiel. Mayo 2015.
V testing PN Tablas de Daimiel. Mayo 2015.

A partir del trabajo de Katochvíl (1985) se reconoce que bajo este nombre se esconden dos especies muy similares externamente, A. cardui y A. suturalis, correspondientes a un fenotipo norteño y otro sureño (o mediterráneo) respectivamente. Externamente se distinguen por que A. suturalis tiene los élitros mas alargados y su ápice bastante más acuminado, y en algunos casos las antenas casi completamente negras. De todos modos la única guía infalible de separación de las dos especies tiene que ver con la genitalia masculina, por lo que, en general, en casi todos los sitios en los que se refiere esta especie, realmente lo hacen al complejo cardui-suturalis. Este es también nuestro caso, tanto en lo dicho anteriormente, como en lo que sigue, es decir, nos referimos siempre a A. cardui sensu lato.

La larva es bastante polífaga, pudiendo vivir en tallos de muchas plantas anuales, tanto compuestas, como umbelíferas, boragináceas, etc. El ciclo vital dura alrededor de un año, pasando el invierno en forma de pupa, pudiéndose ver al adulto volar desde finales de marzo hasta finales de julio o incluso agosto, según la zona.

Está distribuida por toda Europa hasta Siberia y el Cáucaso, Turquía, oriente medio y el norte de África. En la Península se puede encontrar en todas las zonas, y prácticamente en todas las alturas; en cuanto a la provincia de Ciudad Real, es quizá el miembro de este género más común, siendo posible verlo sobre las flores y los tallos de las mismas plantas de las que se nutre la larva.

Phyllum Arthropoda
Clase Insecta
Superorden  
Orden Coleoptera
Suborden Polyphaga
Superfamilia Chrysomeloidea